Ruta0.com es una comunidad de viajeros de Argentina y Sudamerica, apasionados de las rutas y de conocer nuestra tierra, donde nos reunimos para contar experiencias y aprender de las de los demás.

Ruta N° 7 tendrá su desvío para rodear a La Picasa

Se comenzará a construir a mediadios de 2018. El objetivo es retomar la transitabilidad del trazado

Venado Tuerto Viernes 24/11/2017
En el primer trimestre de 2018 comenzará a ejecutarse la construcción de un desvío de 28 kilómetros de la ruta nacional N° 7, rodeando la laguna La Picasa al sur, finalizándolas en 2019. Así lo confirmó el titular de Vialidad Nacional, ingeniero Javier Iguacel, quien indicó que con esta obra se procurará retomar la transitabilidad en este trazado internacional que tiene un importante tramo bajo el agua.

“Efectivamente, hicimos un proyecto, lo terminamos y en él planteamos un desvío de 28 kilómetros por el sur de La Picasa, en una cota que es imposible que se inunde porque está muy por encima de cualquier punto de desborde de lo más alto de la laguna actual y futura”, puntualizó. Se estima que se haría en una zona próxima a Rufino y no tocaría su traza el territorio cordobés.

Iguacel aclaró que el problema de la ruta N° 7 “no es vial, sino hidráulico”, recordó que antes de que el trazado fuera “tragado” por el agua la actual gestión de la Nación invirtió más de $ 100 millones para intentar protegerla. “Y la realidad es que es imposible porque el agua que recibe de todo el sur de Córdoba y del sur de Santa Fe y la imposibilidad de desaguar hacia el Salado hicieron que con las lluvias de este año no se lograra controlar el avance del agua”.

En este punto, celebró el avance en el diálogo entre las provincias afectadas para que acuerden un plan de trabajo conjunto y que los excesos hídricos puedan ser encauzados.“Hay que dar una solución hidráulica y avanzar las obras en el Salado. Algunas ya se iniciaron y otras están en proceso de licitación”, detalló.

En febrero pasado comenzaron a evidenciarse los primeros inconvenientes por el avance de La Picasa sobre la ruta, lo que obligó a interrumpir el tránsito a unos 100 kilómetros de Laboulaye, en proximidades de Diego de Alvear. Fueron varios los intentos para reforzar las márgenes del camino, pero el agua socavó las bases y ya fue imposible transitar.

Según los datos arrojados por la Misión Grace y las imágenes Noaa (del inglés National Oceanic and Atmospheric Administration Satelite) determinaron que en 1975 el almacenamiento del agua en La Picasa era de 2.400 hectáreas y que en 2017 creció hasta abarcar 40.000 hectáreas.

Por otro lado, el titular de Vialidad aclaró además que, de retirarse el agua de la actual traza de la ruta, en un futuro se planifica recuperarla y convertirla en una vía de circulación en un sentido.“De acá a varios años la actual traza, hoy cubierta de agua, podría convertirse en un sentido de circulación y el que construiremos más al sur en sentido contrario. De tal manera que la 7 se vaya convirtiendo en autopista. De hecho, estamos construyendo hasta Junín, que son más de 100 kilómetros. Lo que quiero decir con esto es que esta inversión que estamos haciendo ahora descalifica la traza actual que puede ser refuncionalizada”, manifestó Iguacel.

Paralelamente, mencionó, sobre la misma ruta 7, la construcción de un tercer carril en distintos tramos, entre San Luis y Vicuña Mackenna. “Es en el marco del plan ‘Rutas seguras’, que para la intensidad de tránsito que tiene es una excelente solución en el mundo, y nosotros en Argentina lo venimos desarrollando en varias provincias. Esto reduce considerablemente los accidentes fatales”.

Te puede interesar ver


Watch more!